© 2023 "El Estudio".

Todos los derechos reservados.

Y se hizo la luz!

 

l Un salón lleno de magia y luz!! Llegar a casa y entrar en un jardín luminoso, fresco, lleno de claridad y espacio vital para descansar después de un día de trabajo, es como llegar a la paz!!!

 

 

 

 

 

 Este salón, originariamente era muy estrecho y largo, todo en madera oscura, pintado en color ocre tostado, con todos los muebles pesados de madera oscura, incluyendo un enorme mueble librería y de televisión alto, que ocupaba casi toda la pared, así como una vitrina, una librería, una mesita bar, y una mesa de centro, así como la mesa de comedor con sus sillas, incluso una chimenea bastante labrada,¡ TODO ! en madera oscura, aunque tenía un sofá blanco, este era de 2 plazas, muy pequeño para una familia de 4 personas, en el que no se podían sentar todos juntos, mas que apelotonados. todo estaba en tonos rojizos burdeos y dorados, ademas de haber muchísimos cuadros, y adornos, por lo que se veía estrecho y oscuro, y eso que el edificio está encima del mar, aunque este casi no se veía. El suelo era de madera pero estaba desgastado , y tenía un rodapié muy estrecho. Las puertas también de madera con molduras... y decidieron cambiar!

 

 

 Nos llamaron a El Estudio y fuimos a ver como estaba. Lo primero que había que recuperar eran las vistas al mar, la sensación de aire libre, de horizonte...de respirar! Necesitábamos luz!!!!Lo estupendo es que los clientes se fiaron de nosotros al 100%, sin estar muy seguros de lo que hacíamos, con miedo a que no les gustara...pero confiando en nuestro saber hacer! 

Les convencimos para que se deshicieran del mueble enorme multiusos, y el resto de sus muebles, aunque eran de madera eran buenos por lo que los pintamos de blanco, con una suave pátina envejecida, solo salvamos la mesa de comedor, las sillas que estaban tapizadas en blanco, y la mesita bar, para darle un toque de contraste.

 Mueble aparador para la vajilla, patinado en blanco y mesita bar, que la dejamos en madera

 mueble librería patinado en blanco

 

 La chimenea la pintamos también en blanco...

 y para modernizarla se pusimos un sobre de mármol macael blanco cortado en recto

 

 Sobre la chimenea y encima del espejo colgamos un cuadro que parece flotar en el aire.

 

Para darle mas claridad, la rodeamos de espejo para resaltarla y que pareciera también flotar en el aire por lo que la sensación es de ligereza

 Como el salón era muy estrecho, hay zonas que solo medía 2,80 metros, teníamos que medir al milímetro para que nos cupiera el sofá, que tenía que tener mucho fondo para que fuera cómodo, la mesa de centro, y la mesa auxiliar para la televisión (para guardar mandos, la wee, la play, etc. y que no se viera desordenado). La idea que tuvimos para aligerar todo fue con mesas de cristal que ópticamente no ocupan espacio. La de la tv., le colocamos unas cestas de rattán que esconden los aparatos. Así queda zona de paso libre hacia el balcón.

 Para la zona de la televisión, se nos ocurrió que esta estuviera pegada en la pared para molestar lo menos posible, y a la vez, cuando estaba apagada, pensamos que era feo estar mirando a una pared vacía, por lo que encargamos un mural pintado a mano con un paisaje tropical y relajante, que nos da una sensación de profundidad y paz, que es lo que buscábamos. Para integrarlo con la realidad, colocamos unas kentias naturales y unos helechos artificiales que doblan la sensación de profundidad y frescor, y nos parece que nos hallamos en ese paisaje!

 En la pared de enfrente al sofá, decidimos poner el mural de Coordoné, pintado a mano. Elegimos que parte del mural nos gustaba para que la televisión quedara centrada en el medio y se viera el paisaje alrrededor.

 La mesa de cristal de centro es de Camino a Casa, y la de la tv. con estante, así como las cestas de rattán son de Bizzotto.

 Copas verde celadón de Denzzo y con helechos de Bizzotto. Candelabros de Quaint & Quality , todo en El Estudio.

 

 

 En el sofá blanco de lino enorme, de Sit's, de cuatro plazas, que puedes encontrar en El Estudio, colocamos unos cojines coordinando los tonos del mural, verde agua, grises y blancos, en linos y sedas naturales de Gastón & Daniela, hechos en El Estudio,  para hacer mas confortable esta zona

 Colocamos los cuadros de los clientes que nos parecieron mas adecuados para esta decoración, a la vez que elegimos los que tenían mas significado para los dueños, como la carta náutica de  la zona en la que está situada la casa, un cuadro de la iglesia en la que se casaron, y otro cuadro de un autor muy reconocido y al que le tenían un cariño especial

 Otro detalle en el que pensamos, para aligerar la habitación y potenciar las vistas al mar, era que los sofás no tuvieran brazos, de ese modo no entorpecían nada la maravillosa vista, y a la vez nos permitía colocar mucha zona de asiento cómoda y que no abultara. La butaca que queda a un lado, se puede acercar cuando hay mas gente, y en su posición, sirve de rincón de lectura al lado de la biblioteca y con la luz natural de la ventana

 

 Y asomándonos a la ría, desde el pequeño balcón, se ha creado otro pequeño rincón al aire libre para poder disfrutar de las magníficas vistas encima del agua, con una zona ligera con una mesita y dos sillas, y plantas para darle continuidad al salón, por lo que el paisaje del exterior, lo metemos dentro del salón.

 

 

 

La zona del comedor quedó recogida a un lado para que no moleste al pasar, mientras no se usa, que cuando se abre la mesa, se puede extender para mas personas, a lo largo del salón. Queda reflejada por los espejos que al final también multiplican la vista del mar y de la luz del salón. La mesa se adorna de unos candelabros de plata y un sencillo centro de mesa también blanco de Denzzo, en el que flotan en el agua unas velas y pétalos.

 Y por último, también decoramos la zona de entrada y el pasillo, que dan acceso a este salón. Por seguir con la tónica aplicada en toda la casa, el pasillo era oscuro, con puertas de madera oscura y era un simple "pasillo" que no tenía ninguna utilidad. 

 

 

 La solución que ofrecimos también en El Estudio, fué: reparar el suelo igualando el color y el barniz al del salón. Cambiar todas las puertas de la casa, diseñando el modelo de cuarterones blancos, y con la particularidad que las molduras de alrrededor y los rodapiés tenían que ser anchísimos, de 14 cm. pues es lo que nos da la sensación de calidad y confort. También empapelamos la zona de entrada para separar del pasillo y el resto lo pintamos en un tono claro pero un poco mas oscuro para que destacaran las molduras y rodapié blancos.

 Logramos hacer un mini hall con una cómoda y un banquito!

 colocamos cuadros en la zona libre del pasillo

 molduras y rodapiés protagonistas de las puertas blancas

 pequeña zona de entrada con mueble para dejar las llaves y espejo para últimos retoques

 

 

 pequeña cómoda de Quaint & Quality decapada en blanco

 zona con banquito de espera 

 y por supuesto, el sagrado corazón bendiciendo la casa, recuerdo personal del dueño.

 

 Vista general de la entrada, pasillo y al fondo el salón.  Bienvenidos a esta casa!!!

 

 Decoración hecha por El Estudio.

 

 

Compartir e Facebook
Compartir en Twitter
Haz click en Me Gusta!
Please reload

Buscar por tags
Please reload

Síguenos
  • Facebook Basic Square